Escribo este post a bordo del ferry de vuelta a España. Acaba de zarpar de UK y estoy haciendo balance de lo que estos casi dos años trabajando para Boeing han significado para mí profesionalmente. Como siempre, cuando se cierra una etapa se viven muchas emociones. Dejo una gran empresa, con mucho futuro por delante y compañeros de trabajo que echaré de menos. Sin embargo, una nueva oportunidad y proyecto se han cruzado en mi camino: Directora de Calidad en Sabadell Helicopters Service Center, SL. Un reto que voy a afrontar con mucha ilusión y esfuerzo… ¿no se saborean así mejor los hitos profesionales?   Me marcho de Boeing con muy buenas sensaciones, feedback muy positivo… hasta con un premio que nos otorgaron el…